Sabes que la última semana antes de irte de vacaciones suele ser horrible; y eso que la actividad, por regla general, en los meses de verano baja considerablemente.

Pero a ti, como cada año, te ha vuelto a pillar el calendario sin nada preparado para que todo siga funcionando en tu negocio como si estuvieras delante del ordenador, mientras disfrutas de tus vacaciones.

Tu problema tiene una solución fácil, más de lo que crees: planifícate desde este mismo momento, sin esperar a la semana antes de irte. En cuanto termines de leer el post: organízate.

En estas situaciones suelo decir que estos negocios están “bajo el efecto tsunami”: de repente, vino una ola gigante y no tuvieron tiempo ni de decir hasta luego.

¿Qué sensación quieres que transmita tu negocio en tu ausencia?

Comunicación y marketing también incluye la atención que les prestas a todos los que se relacionan con tu marca (clientes, potenciales clientes, proveedores…) cuando estás disfrutando de tus vacaciones.

Ahora te quiero contar cómo me organizo yo para dar la talla con la comunicación de mi negocio durante mis días de descanso.

[Tweet «Descubre cómo me organizo con la #comunicación de mi #negocio en mis días de descanso.»]

[1] Me centro en preparar y programar una presencia básica:

En el blog – Redacto y dejo programados los posts de las semanas que voy a estar fuera. Programar la fecha y la hora en las que quieres que se publique un contenido es muy sencillo con WordPress.

Newsletter – Hago lo mismo que con el blog: dejar los envíos programados. Las herramientas de e-mail marketing que sueles usar, como Mailchimp o Mailrelay, permiten hacerlo.

Redes sociales – Teniendo los posts redactados, es muy fácil crear varias publicaciones y programarlas. Por si se te agotan las ideas de contenido, aquí van unas cuantas: nuevos artículos del blog, motivar la suscripción a la newsletter, repetir publicaciones de entradas en el blog con una antigüedad de más de 3 meses, imágenes con tintes veraniegos o información útil (como el horario de verano o los días que permanecerá cerrado el negocio).

Respuestas automáticas – Para que cuando me envían un e-mail, la persona que me escribe reciba un mensaje en el que le informo de que estoy de vacaciones, pero durante la primera semana de septiembre tendrá mi respuesta.

[2] Aviso a mi lista de suscriptores cuando bajo la frecuencia de las comunicaciones con ellos de cada semana a cada quincena.

En ese caso, también puedes avisar de este cambio y explicar los motivos al final del último artículo que publiques antes de marcharte. Por ejemplo: “Durante los meses de julio y agosto publicaremos en nuestro blog cada quince días, en vez de cada semana. De este modo, aprovecharemos para trabajar en el proyecto que queremos lanzar a partir de septiembre”.

[3] En mi calendario anual de acciones tengo en cuenta mi período de vacaciones.

De este modo, no establezco ningún hito relevante para mi negocio ni para la comunicación ni el marketing en torno a esas fechas.

[Tweet «Ten en cuenta en tu calendario de #acciones de #comunicación y #marketing: tu tiempo de vacaciones»]

Venga, cuéntame, ¿ya tienes organizada la comunicación y el marketing para este verano? ¿Qué pautas sigues? Te espero para que hablemos en los comentarios.

]]>

2 respuestas

  1. Hola, Ana:

    ¡Qué útiles los consejos!

    Si soy sincera…, me temo que aún no he organizado el marketing ni la comunicación para cuando me marche de vacaciones.

    Voy a seguir tus consejos 😉

    Un abrazo,
    Nuria

    1. Hola Nuria,

      te animo a que comiences desde hoy mismo y a la vuelta de tus vacaciones compartas tus resultados con nosotros.

      Un abrazo,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *