Pues esto mismo sucede con el cliente de tu negocio: que evoluciona.

¿A qué me refiero? Antes de responderte, déjame añadir que es complicado prever en qué dirección lo hará, cuáles serán sus próximas necesidades o qué espera de tu marca. Por eso, no te queda más remedio que permanecer atento, observarlo y prepararte para el cambio.

De este modo, cuando su necesidad evolucione, tú ya sabrás con qué producto o servicio cubrirla.

[Tweet «Cómo evoluciona tu cliente y, en consecuencia, tu negocio»]

Vamos a profundizar en ello.

Cómo cambian tu cliente y tu negocio

No sabes si fue antes la gallina o el huevo, ¿verdad? Pues lo mismo ocurre con las marcas. Tu negocio evoluciona —y da gracias de que así sea—, aunque no sepas en qué orden ocurre:

 – Evoluciona tu negocio y, con ello, tus productos o servicios.

En este caso, el perfil del consumidor varía, puesto que cambian las soluciones que ofreces.

– Evoluciona el perfil de tu cliente potencial y tu negocio se adapta a las nuevas necesidades que te demanda.

O puede que detectes que habías dejado fuera un volumen alto de posibles clientes que encajan con tu especialización, pero que se encuentran en fases más tempranas.

Espera. No entres en pánico aún. Si te cuento esto es porque es cuestión de tiempo que te reconozcas en alguno de estos escenarios. Y así debe ser, puesto que es la evolución natural de cualquier negocio.

Ahora bien, esto no quiere decir que, como dentro de un año y medio (por ejemplo) tu oferta de servicios o productos va a variar, no tengas que definir a tu cliente ideal desde este momento.

No tengo tiempo para esto

¡No me digas! Entonces…, ¿el tiempo que le dedicas a tu negocio lo inviertes solo en realizar acciones administrativas?

Reflexionar y conocer el perfil de tu público es importante, independientemente de qué nuevas vías de negocio explores.

¿Por qué?

Porque es la única manera de saber qué contenidos (y soluciones) debes crear y entregar a tu audiencia, según el momento en el que se encuentren. Si tus clientes evolucionan, es lógico que tú también lo hagas de forma paralela, y adaptes el mensaje para que conecte con ellos. Pero esto no significa que el trabajo realizado no haya merecido la pena. De hecho, si no lo hubieras realizado no habrías llegado hasta aquí. Así que muy bien por tu esfuerzo.

[Tweet «Si tus clientes evolucionan, es lógico que adaptes el mensaje para que conecte con ellos.»]

¿Has visto alguna evolución en tu cliente? ¿Cómo te diste cuenta de ello? Comparte tu experiencia en este tema para que todos aprendamos.

]]>

9 respuestas

  1. Ana muchas gracias!!! sabes que nunca me había puesto a pensar el hecho de ir evolucionando con mi cliente, si bien no consciente, porque me voy adaptando a lo que me van pidiendo o que necesitan.

    Pero todo de manera muy intuitiva, ahora después de leerte veo que mi cliente ideal lo he ido manejado de buena forma, me cuesta un poco, porque quiero abarcar mucho, pero se que no es posible.

    Muchas gracias por el post!! Muy felices fiestas!!

    1. Muchas gracias por tu comentario Gabriela,

      La idea sería anticiparse a lo que tus clientes necesitarán, con respecto de tus servicios y para ello es fundamental conocerlo, tener cercanía con ellos.

      Te animo a que investigues más sobre tu cliente.

      Un saludo,

  2. Debo de confesar que aún no tengo cliente. Y con este post ya tengo las ideas suficientes para darle seguimientos a mis futuros clientes. Creo que ya es tiempo de darle inicio a mis proyectos online.
    Saludos.

    1. ¡Me encanta leer esto, Alexandra!

      Mucha fuerza para tus inicios. La llega de un nuevo año también acompaña. Estaré encantada de que nos cuentes tus avances y cualquier cosa que te apetezca, sobre tu negocio.

      Un saludo,

  3. Hola Ana,

    Qué tema tan importante el que tratas en este post. A mí, en realidad, me encanta este planteamiento de ir creciendo a medida que lo hacen tus clientes contigo. Y es que me parece una relación súper especial, como las de antes.

    Recuerdo que mi abuelita siempre compraba en la misma tienda y mi mamá, por ejemplo, tenía una tienda específica en la que siempre compraba los pijamas, la ropa de cama, etc.

    Estas relaciones se estaban perdiendo un poco, por tanta gran marca, pero considero que los pequeños negocios online podemos y tenemos que cubrir este espacio. Es una gran oportunidad para nosotros y hay que saber sacar todo el provecho de ella.

    Y es que, ¿a quién no le gusta esa confianza en que con esa marca todo va a salir bien?

    Gracias por la reflexión y un saludo enorme.

    1. ¡Qué buena reflexión Conchi!

      Es cierto que esas relaciones se habían perdido y tenemos la obligación de recuperarlas. En estos casos que cuentas, que yo también he vivido con mi abuela y mi madre, el producto o servicio llegaba a ser casi a medida. Conocían tan bien lo que mi abuela necesitaba o sus hábitos de compras que podían anticiparse con seguridad, haciendo aumentar las ventas de sus negocios de una forma natural.

      No me recordaba de esto y ahora que he hilado las ideas me parece genial tu aportación.

      Muchas gracias.

  4. Hola Ana,

    Un tema súper importante el que tocas Ana. Esta es una buena reflexión que puede aplicarse incluso cuando estás iniciando.

    Fíjate que aún cuando no he llegado al paso de vender mis servicios a un cliente ideal y así ver su evolución, sí que estoy probando conocer anticipadamente la evolución que mi cliente puede tener para adelantarme a lo que puede necesitar.

    Me parece que cuando estás empezando este paso también es importante porque te permite crear servicios y productos mínimos viables que puedas ofrecer en lo que conoces mejor a tu cliente ideal y una vez que tienes un feedback adaptar.

    Muy buen tema de reflexión nos dejas.

    ¡Un saludo!

    1. Muchas gracias por tu comentario Jean,

      Anticiparse es una forma de hacer evolucionar tu negocio y seguir siendo útil para tu cliente. ¿Qué más se puede pedir? Además puedes aplicarla en cualquier etapa de tu proyecto. Nunca conoces a nuestro cliente ideal lo suficiente, aunque tampoco hay que caer en el perfeccionismo. Es importante que tengas en el foco la idea de implementar.

      Un abrazo,

  5. ¡Hola Ana!

    “Evolucionar o morir”, eso dicen ¿no? ¡Y no queda más remedio!

    Me gusta mucho que hayas tratado este tema tan importante. Además, el enfoque que propones, centrado en el cliente, lo creo imprescindible y lo comparto de principio a fin.

    Observar para anticiparnos y evolucionar ¡bingo!

    Un abrazo fuerte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *